11242017Vie
Last updateMié, 22 Nov 2017 11am

Cómo manejar la alergia al polen en verano

De acuerdo a un informe de la Administración de Alimentos y Medicamentos, unas 35 millones de personas en Estados Unidos padecen de alergia al polen, también conocida como fiebre del heno. El polen es la causa principal de la rinitis alérgica en verano. Este alérgeno puede ocasionar estornudos, congestión nasal, tos, picazón o irritación en la nariz, ojos y garganta.

A continuación le enlistamos las siguientes recomendaciones de especialistas para prevenir o tratar este tipo de alergias.

Medidas de prevención para alergias

Limite sus actividades al aire libre en las mañanas, ya que a esas horas los niveles de polen son más elevados.
Tome una ducha y cámbiese de ropa después de llegar a casa para eliminar los residuos de polen en su cuerpo, cabello y ropa.

Evite secar la ropa al aire libre.

Mantenga las ventanas de la casa y del auto cerradas en días soleados y con viento. Utilice el aire acondicionado si es posible.

Procure no cortar el césped o barrer la terraza o el patio con mucha frecuencia.
Uso y administración de medicamentos

Los medicamentos pueden ayudar a aliviar los síntomas de las alergias orinitis alérgica. Consulte con su doctor para que le indique los medicamentos para combatir las alergias, por ejemplo:

Descongestionantes orales y nasales

Antihistamínicos en pastillas, jarabes o gotas

Aerosoles nasales, con o sin corticosteroides

Exámenes/Pruebas para las alergias

Si presenta síntomas difíciles de controlar con medicamentos, su doctor le puede realizar una prueba de alergia en la piel para obtener un diagnóstico más acertado. Después de obtener los resultados del examen, el doctor le indicará el tratamiento adecuado.