¿Salir de viaje o ir a trabajar? Para mí es lo mismo cuando me asignan narrar en español un partido del OKC Thunder (baloncesto de la NBA) en la radio local de Oklahoma. Las poco más de 200 millas que recorro desde Dallas para llegar ahí garantizan una serie de aventuras aparte del emocionante partido en turno.

En la carretera habemos conductores distraídos, agresivos, corteses, apurados (yo soy de este club) y unos cuantos que parecen profesionales o de plano son muy prácticos. Aunque ya perdí la cuentas de cuantos "viajes redondos" he hecho de Dallas a Oklahoma City, sé que he aprendido a estar mucho más atenta en el camino y a intentar anticipar las acciones (principalmente) de quienes vienen destrás de mí; a principios de año estoy casi segura de que evité así un fuerte choque del que habría salido muy lastimada, por eso me alegra tanto la posibilidad de conectar el celular a tu vehículo.

LARIAT
A diferencia de la arrolladora presencia de las camionetas de tamaño completo, la nueva Ford Ranger destaca por su gran agilidad tanto en las autopistas como en la ciudad; su tamaño mediano me parece lo justo en medio de las congestiones que a veces suceden incluso en los estacionamientos. En la carretera, el radar que funciona en los espejos laterales es una gran adición.

La de estilo Lariat 4x4 que me tocó probar la semana pasada me dejó con un gran sabor de boca; nunca antes conduje una Ranger y su comodidad y estilo deportivo me dejó satisfecha. Su cabina no es tan amplia como las camionetas de tamaño completo pero es bastante cómoda.

La mayoría de los vehículos más nuevos ya tienen una cámara para asistirte cuando das la reversa, pero eso no significa que te vayan a ahorrar la faena de maniobrar a la hora de ingresar a un espacio reducido o comprometedor, lo bueno de la Rangers es que es súper flexible y muy atlética. También es algo conservadora o demasiado precavida (pero más vale prevenir) con los sensores en la parte frontal a la hora de acomodar el vehículo si hay árboles u objetos cerca.

El sistema de audio B&O sí lo había testeado antes y en el interior de la Ranger "cumple al 100", como está de moda decir.  En un descanso de más de 15 minutos (o más bien, retraso). Escuché un video que grabé con mi celular y el sonido era increíble. Lo que me tocó presenciar fue algo inusual: un maquinista necesitó la asistencia de paramédicos en una de las vías del tren de Dallas, y al no mejorar fue transportado al hospital. Lo vimos bajar por su propio pie hasta llegar a la camilla pero luego ya no salió. Poco después, su compañero logró poner en marcha los vagones y tras levantarse "las tijeras" se despejó el tráfico.

La mayoría de los que estábamos atorados tuvimos que aguantar por el percance, aunque un conductor impaciente se cruzó en sentido contrario al lado de la ambulancia para intentar salir del lugar -pero las patrullas que habían llegado a resguardar la escena lo hicieron detenerse. Su retraso fue mayor y los oficiales lo reprendieron a gritos, se pudo escuchar muy claro. Ni modo. Nunca se sabe si su apuro era justificado o solo quiso aventajar el tráfico. Historias de cada uno.