Cuestionan al gerente municipal sobre pérdida de datos de la Policía de Dallas

DALLAS -- Los integrantes del Cabildo Municipal cuestionaron esta semana al gerente de la ciudad acerca de la pérdida de datos que experimentó el Departamento de Policía de la ciudad hace varios meses y que recientemente fue dado a conocer por los medios de comunicación.

T.C. Broadnax aparentemente se enteró en abril de la desaparición de 22 terabytes de la base de datos de la policía de Dallas pero no informó a los concejales ni al alcalde al respecto.

"Me dio verguenza tener que enterarme por las noticias", dijo el concejal Casey Thomas.

Broadnax dijo que él y su equipo de trabajo no pensaron en decir nada porque consideraron que el asunto no era algo tan serio. También señaló que 14 terabytes de los 22 fueron restaurados casi de inmediato.

Afirmó que la información perdida consistió solo de datos archivados que estaban duplicados en otras computadoras y sistemas dentro del departamento policiaco. Un empleado fue el responsable de toda la pérdida al no seguir los protocolos establecidos al transferir datos de un servidor del Departamento.

"Me dio verguenza tener que enterarme por las noticias", dijo el concejal Casey Thomas.

El jefe de policía asistente Albert Martínez, resaltó que la palabra clave es "archivo" y que la pérdida no involucró datos de casos grandes o de homicidio.

Broadnax admitió que "la responsabilidad de comunicarlo no estuvo a la altura de mis expectativas o la del Concejo y la comunidad y yo reconocemos que lo pudimos hacer mejor", dijo el funcionario municipal.

Los fiscales de la oficina del Fiscal de Distrito si fueron enterados del incidente, dijo el jefe policiaco Eddie García.

García señaló que el impacto podría ser mínimo, pero que están revisando todos los casos para asegurarse de que la evidencia sea conservada.

T.C. Broadnax aparentemente se enteró en abril de la desaparición de 22 terabytes de la base de datos de la policía de Dallas pero no informó a los concejales ni al alcalde al respecto.

"Me dio verguenza tener que enterarme por las noticias", dijo el concejal Casey Thomas.

Broadnax dijo que él y su equipo de trabajo no pensaron en decir nada porque consideraron que el asunto no era algo tan serio. También señaló que 14 terabytes de los 22 fueron restaurados casi de inmediato.

Afirmó que la información perdida consistió solo de datos archivados que estaban duplicados en otras computadoras y sistemas dentro del departamento policiaco. Un empleado fue el responsable de toda la pérdida al no seguir los protocolos establecidos al transferir datos de un servidor del Departamento.

"Me dio verguenza tener que enterarme por las noticias", dijo el concejal Casey Thomas.

El jefe de policía asistente Albert Martínez, resaltó que la palabra clave es "archivo" y que la pérdida no involucró datos de casos grandes o de homicidio.

Broadnax admitió que "la responsabilidad de comunicarlo no estuvo a la altura de mis expectativas o la del Concejo y la comunidad y yo reconocemos que lo pudimos hacer mejor", dijo el funcionario municipal.

Los fiscales de la oficina del Fiscal de Distrito si fueron enterados del incidente, dijo el jefe policiaco Eddie García.

García señaló que el impacto podría ser mínimo, pero que están revisando todos los casos para asegurarse de que la evidencia sea conservada.