Sidebar

29
Vie, May

22 de mayo de 2019 -- Las autoridades de salud de Texas empezarán a hacer pruebas de coronavirus en los centros siquiátricos y de asistencia manejados por el estado, que incluyen 10 hospitales y 13 centros de asistencia, uno de los cuales se ubica cerca de Dallas.

El Texas Tribune había reportado que el estado decidió que no llevaría exámenes en masa a dichos lugares que colectivamente sirven a 4,703 residentes vulnerables y emplean a 18,873 trabajadores de tiempo completo, eligiendo hacerle pruebas solo a quienes tuvieran síntomas o hubiesen estado expuestos al virus. Días después de la publicación, Greg Abbott emitió la nueva orden para incluirlos. No necesitarán presentar síntomas para ser examinados y si alguna persona hace más de 30 días que se hizo la prueba de detección de Covid-19 se la volverán a realizar.

DENTON: Uno de los centros de ayuda o asistencia se localiza en Denton. En el lugar hay más de 440 residentes y trabajan 1, 727 empleados. El centro brinda servicio a varios condados del Norte de Texas, como Dallas, Collin, Ellis, Kaufman y Rockwall.

DALLAS: El Condado de Dallas reportó 204 casos nuevos de coronavirus, un aumento respecto a los días anteriores, para acumular 8,477, incluyendo 207 decesos.

Las muertes adicionales incluyen a: un hombre de 50 años o más, residente de Dallas; una mujer de 70 años o más, residente de Dallas; un hombre de 70 o más, residente de Dallas y un hombre de 80 o más, residente de Irving.

Aunque los números del viernes siguen la tendencia a la baja de esta semana en comparación con la anterior y las hospitalizaciones, visitas a emergencias y admisiones a cuidados intensivos están realativamente parejos, "desfortunadamente nada de esto conduce a la disminución de 14 días de la que los doctores han hablado, así que seguimos en la zona roja de 'quédate en casa seguro'", dijo el juez del condado de Dallas, Clay Jenkins.

"Los doctores recomiendan que aunque los bares y los restaurantes han abierto, que evitemos cenar en el lugar y mejor celebremos en casa con la opción para llevar", sugirió Jenkins. "Si todos tomamos decisiones inteligentes podemos convertir la situación a una amenaza baja en donde se nos abran más oportunidades de entretenimiento y comercio, y en donde haya menos gente enferma y muriendo".

El jueves, Abbott levantó las restricciones para quienes lleguen a Texas provenientes de estados y ciudades considerados con alto número de contagios de coronavirus, entrando en efecto de manera inmediata.

El Texas Tribune había reportado que el estado decidió que no llevaría exámenes en masa a dichos lugares que colectivamente sirven a 4,703 residentes vulnerables y emplean a 18,873 trabajadores de tiempo completo, eligiendo hacerle pruebas solo a quienes tuvieran síntomas o hubiesen estado expuestos al virus. Días después de la publicación, Greg Abbott emitió la nueva orden para incluirlos. No necesitarán presentar síntomas para ser examinados y si alguna persona hace más de 30 días que se hizo la prueba de detección de Covid-19 se la volverán a realizar.

DENTON: Uno de los centros de ayuda o asistencia se localiza en Denton. En el lugar hay más de 440 residentes y trabajan 1, 727 empleados. El centro brinda servicio a varios condados del Norte de Texas, como Dallas, Collin, Ellis, Kaufman y Rockwall.

DALLAS: El Condado de Dallas reportó 204 casos nuevos de coronavirus, un aumento respecto a los días anteriores, para acumular 8,477, incluyendo 207 decesos.

Las muertes adicionales incluyen a: un hombre de 50 años o más, residente de Dallas; una mujer de 70 años o más, residente de Dallas; un hombre de 70 o más, residente de Dallas y un hombre de 80 o más, residente de Irving.

Aunque los números del viernes siguen la tendencia a la baja de esta semana en comparación con la anterior y las hospitalizaciones, visitas a emergencias y admisiones a cuidados intensivos están realativamente parejos, "desfortunadamente nada de esto conduce a la disminución de 14 días de la que los doctores han hablado, así que seguimos en la zona roja de 'quédate en casa seguro'", dijo el juez del condado de Dallas, Clay Jenkins.

"Los doctores recomiendan que aunque los bares y los restaurantes han abierto, que evitemos cenar en el lugar y mejor celebremos en casa con la opción para llevar", sugirió Jenkins. "Si todos tomamos decisiones inteligentes podemos convertir la situación a una amenaza baja en donde se nos abran más oportunidades de entretenimiento y comercio, y en donde haya menos gente enferma y muriendo".

El jueves, Abbott levantó las restricciones para quienes lleguen a Texas provenientes de estados y ciudades considerados con alto número de contagios de coronavirus, entrando en efecto de manera inmediata.