DALLAS -- Joshua Brown, el vecino de Botham Jean que testificó ante la fiscalía no haber escuchado que la expolicía Amber Guyger le diera órdenes a Jean antes de dispararle a muerte el año pasado, fue baleado a muerte el viernes por la noche cerca del hospital Parkland.

Actualización: Renee Hall, la jefa del Departamento de Policía de Dallas emitió el siguiente mensaje el domingo, poco antes de las 5 de la tarde:

"Hoy, aproximadamente a las 12 p.m., el médico forense del condado de Dallas confirmó la identidad de Joshua Brown al Departamento de Policía de Dallas. Brown, un testigo en el juicio de Amber Guyger fue muerto a tiros el viernes 4 de octubre en la cuadra 4600 de Cedar Springs Road. No hay sospechosos ni motivos en este momento. Nos comprometemos a resolver este caso y trabajaremos diligentemente para detener a las personas responsables de la muerte de Brown". 

La noche del viernes, Brown fue transportado al cercano hospital Parkland, en donde fue pronunciado muerto por las heridas. La autopsia reveló que fue baleado en la parte baja del cuerpo, en contradicción con los primeros alegatos que apuntaban a que había recibido un balazo en la boca, lo que desató sospechas de una posible "ejecución o emboscada".

El propio abogado Lee Merrit admitió que estaba en disputa la forma en que había sido baleado Brown. 

El ataque ocurrió en la cuadra 4600 de la calle Cedars Springs Rd. (Atera Apartments) y varios testigos indicaron que esucharon disparons y vieron salir a alta velocidad del lugar a un carro sedán plateado. La policía aún no tiene a un sospechoso bajo custodia. 

Uno de los fiscales que encabezó el juicio contra Guyger elogió las acciones de Brown en el juicio en el que la exagente fue encontrada culpable de homicidio y después sentenciada a 10 años de prisión. Jean era un contador de 26 años que el 6 de septiembre de 2018 estaba viendo televisión y comiendo nieve cuando fue baleado a muerte en el pecho, tras un aparante trágico error de quien jaló el gatillo pensando que estaba ante un intruso en su vivienda. 

"Él valientemente salió a testificar cuando otro no lo harían", dijo Jason Hermus al Dallas Morning News. "Si tuviéramos a más gente como él, tendríamos un mundo mejor".

En su testimonio, Brown negó haber escuchado que Guyger le haya dicho a Jean "hey, arriba las manos" o "muéstrame las manos" antes de tirarle con la pistola dos veces el año pasado. La expolicía alegó en su defensa que entró erróneamente al apartamento de Jean creyendo que era el de ella.