12112018Mar
Last updateDom, 09 Dic 2018 1pm

Alcalde de Plano, nacido en Haití, ofendido por los insultos de Trump

Harry LaRosiliere, el alcalde de Plano, Texas (un acaudalado suburbio al norte de Dallas), rechazó en una declaración pública los insultos que Donald Trump lanzó a Haití y a países de Africa durante una conversación sobre inmigración en la Casa Blanca con varios congresistas.

Los comentarios de Donald Trump me ofenden a nivel personal al considerar que mi padre y mi madre emigraron de Haití a Estados Unidos cuando yo tenía tres años, señaló LaRosiliere al principio de su mensaje.

“Mi madre trabajó 30 años, un tercio de ellos haciendo labores de limpieza, no muy lejos de la Torre Trump, para que mi hermana y yo pudiéramos tener una educación y ser los primeros en graduarnos de la universidad. Y aquí estoy, el alcalde de una ciudad premier de Estados Unidos. Y alguien como mi madre no es ´lo peor de lo peor'. Necesitamos más gente como ella porque eso hace la fábrica de una gran nación”.

El jueves, se desató una de los más grandes escándalos de la presidencia de Trump, cuando el Washington Post reportó los dichos del titular de la Casa Blanca, en los que se refirió de manera denigrante a países de Africa y Haití, diciendo que preferiría que mejor Noruega enviara a su gente a Estados Unidos.

Un pastor evangelista en Dallas salió en defensa de Trump, argumentando que, haciendo a un lado el vocabulario usado (“shithole countries”), “el presidente estuvo en lo correcto en su sentir”, dijo Robert Jeffress.

“Como comandante en jefe, el presidente Trump tiene una responsabilidad de poner los intereses de nuestra nación por encima de las necesidades de otros países”, agregó Jeffress, asesor religioso de Trump.