11242017Vie
Last updateMié, 22 Nov 2017 11am

Llegó el día del esperado encuentro México-Argentina en Arlington

DALLAS -- Aunque el fin de semana feriado oficialmente se extendía hasta el lunes, miles de fanáticos del futbol seguirán celebrando a su manera el martes, antes y después del esperado juego entre México y Argentina.

Es un partido amistoso, pero de gran significado para jugadores, afición y curiosos, ya que desde 2010 no se enfrentaban esta dos selecciones, que se caracterizan por las pasiones que desatan entre sus seguidores.

Argentina llegó al área de Dallas y Fort Worth como se anticipaba, con Lionel Messi, el súperestrella del Barcelona de España y un espeso grupo de constelaciones como Carlos Tevez y Sergio Agüero.

Por México, sus jugadores de jerarquía también dirán presente. Javier “Chicharito” Hernández viajó con el grupo, lo mismo que Andrés Guardado. El veterano y respetado defensa Rafael Márquez también vestirá el uniforme tricolor para la  cita noctura que tienen ambos equipos en el AT&T Stadium.

Giovani Dos Santos, una de las más recientes adiciones del Galaxy de Los Angeles, no participará con el Tri. Tampoco el arquero Guillermo Ochoa.

JUEGAN EN EUROPA

Pável Pardo, el mexicano que fue exportado a Alemania después de destacar en México, estimó que la partida contra los argentinos debe ser pareja, ya que muchos de los jugadores de ambos equipos juegan en Europa e incluso se enfrentan entre ellos allá con sus respectivos clubes.

El director técnico de Argentina, Gerardo Martino, dijo sobre México que “es un rival muy duro. Que nos va a exigir a fondo”.  Añadió que será prácticamente el partido previo a las eliminatorias, que ya empiezan dentro de un mes.

El Tricolor, comandado por el brasileño Ricardo Ferreti, jugará por sexta ocasión en el majestuoso estadio de los Dallas Cowboys desde que fue inaugurado en el 2009.

SMU/DALLAS

Argentina hizo una leve sesión de entrenamiento en un campo de la Souther Methodist University el lunes por la tarde ante la expectativa de cientos de fanáticos que acudieron al lugar con la esperanza de poder saludar a algunas de las estrellas del conjunto albiceleste con muy poca suerte.

 A su vez, fanáticos del equipo mexicano se quejaron de circunstancias similares en sus intentos por abordar a jugadores del Tricolor en varios puntos de Dallas, en donde se han hospedado.

EL RECUERDO DEL 2006

 
 

Una de las leyendas de la Selección Méxicana, Oswaldo Sánchez, convertido en analista deportivo para Televisa viajó a Dallas para la transmisión del juego, y en un acceso con los medios de comunicación locales recordó sin rencor el gol que recibió como portero del Tri ante Argentina en la Copa Mundial 2006.

“Fue un muy buen partido (Alemania, 2006) parecía que los teníamos controlados. Nos fuimos adelante con un gol de Rafa Márquez, después en un autogol nos empataron, y después se marcó el mejor gol del Mundial 2006, lastimosamente nos lo marcaron a los mexicanos”.