11212017Mar
Last updateLun, 20 Nov 2017 5pm

Inmigrantes alegan discriminación y prepotencia en complejo de viviendas en Dallas

DALLAS --  Aunque no pudo renovar su contrato de arrendamiento en unos apartamentos ubicados al norte de la ciudad, Brenda Rivera, originaria de Delicias, Chihuahua espera que algunos de sus vecinos no se tengan que mudar, como ella, del sitio en el que ya han vivido por varios años.

Los apartamentos Aberdeem (at Bellmar) fueron adquiridos por la corporación Knightvest en el 2014, y aunque respetaron los contratos de renta vigentes de los inquilinos, cuando los mismos caducaron, a los renteros no les ofrecieron la opción de renovar si no presentaban una identificación estadounidense oficial.

“El contrato se me vencía en abril y no me dieron opción para renovar. Tuve que pedir una extensión, porque como muchas gentes se estuvieron moviendo a los alrededores [no encontraba otro sitio]… les dije que me dieran [oportunidad] en lo que los niños salían de la escuela”, dijo Rivera el miércoles, después de una demostración que hizo junto a otros afectados en el Ayuntamiento de Dallas como forma de denuncia, alegando discriminación.

“Simplemente me dijeron que no podía {renovar} porque no contaba con una ID de Texas, que aunque no fuera residente o ciudadana, con que tuviera una ID eso estaba bien”, explicó Rivera. “El ID de Texas o una licencia de manejar. Que con el ITIN (Individual Tax Identification Number) podía, pero tenía que tener a fuerzas una identificación del estado”.

El viernes, una empleada de Aberdeem proporcionó a Hoy Dallas un escrito firmado por David Moore vocero de Knightvest Management LLC, en el que sostiene que los requisitos para firmar un contrato de renta cumplen con las reglas de los estándares de operación de la Asociación de Apartamentos de Texas.

En el documento Moore defiende la reputación de los apartamentos y ofrece una liga (dirección electrónica) a una historia que el Dallas Morning News publicó sobre una de sus propiedades en años pasados.

Denuncian discriminación en apartamentos de Dallas Posted by Hoy Dallas on Wednesday, July 15, 2015

Danny Cendejas, del grupo Texas Organizing Project, espera que el alcalde o los integrantes del Cabildo de la ciudad contacten a los administradores de Knightvest.

“Venimos a la alcaldía porque la compañía Knightvest no ha querido escuchar a los residentes. Estamos haciendo el llamado a que los concejales y el alcalde llamen a la compañía y les pidan que paren esta póliza”, dijo Cendejas.

TIENE A DONDE IR

Aunque tiene un lugar a donde ir, Rivera, de 32 años de edad, pidió que “cambien eso, porque tengo muchísimos años viviendo en esa área”. Dijo que se mudará con su esposo y tres hijos a “dos complejos más adelante, en donde ya quitaron esas reglas (de exigir identificación). Ahí sí, pero no es la misma compañía”.  

Captura de un mensaje de texto enviado a residentes de Aberdeen. Desde que entró la nueva administración no cuentan con personal que hable español, dijeron algunos inquilinos

INCIDENTE EN LA ALBERCA

Rivera declaró que además de las trabas que vio al intentar firmar un nuevo contrato con la nueva administración de Aberdeem, experimentó “una actitud hacia nosotros muy mala, tuvimos un problema en la alberca con la mera manager. Casi casi nos corrió. Yo la grabé a ella. Le habló a la policía. Fue un escándalo”.

La ahora ex inquilina recordó que hace aproximadamente mes y medio ella y varias residentes estaban en la alberca, alrededor de las 9 de la noche. “Entonces ella llegó a pedirnos el número de apartamento, pero llegó de un modo prepotente hacia nosotros… entonces nos pusimos de acuerdo, mis amigas y yo, de no dárselo. Le dijimos que no… Y nos decía que por qué no, que si no vivíamos ahí que nos fuéramos porque le iba a hablar a la policía”.

A pesar de las supuestas amenazas de la administradora, Rivera no se retiró de la alberca ni dejó de grabarla con su teléfono celular.

Los agentes llegaron esa noche al lugar, y a una por una del grupo que estaba con Rivera le revisaron su expediente de inquilinas pero no les encontraron falta alguna, y el policía que acudió al llamado le habría advertido a la gerente que no volviera a llamarle si no era para un asunto relevante.

“Yo sé que hay personas latinas que son malas, pero no por eso somos malos también nosotros. No por uno la vamos a llevar todos. Y es lo que ellos piensan, que al sacar a los latinos limpian el área”.

Durante la semana, los intentos de este medio por recoger un comentario de la administradora respecto al incidente fueron infructuosos. Algunas escenas del video que captó Rivera fueron mostradas durante el noticieron de Univision 23 el miércoles por la noche.

NO SE IRÁ

 A Nancy Pérez, de 29 años, se le vence su contrato a finales de julio, pero no ha podido encontrar una nueva vivienda. Y aunque ha estado dispuesta a firmar contratos por $1,200 al mes para rentar un lugar con dos habitaciones, al final no llena el requisito de identificación, como ocurrió cuando fue a preguntar a Seville at Bellmar, también propiedad de Knightvest.

Ante esa situación, Pérez anunció que estaba determinada a no desalojar su departamento en Aberdeen.